jueves, 30 de mayo de 2013

Hallan el sistema de limpiar del cerebro






Miles de tuberías se sirven de las venas y arterias en el cerebro.

Nuestro cerebro almacena una cantidad inmensa de datos que permiten que el cuerpo funcione, que aprendamos o guardemos recuerdos…tanta información no podría ser funcional si no existiera un sistema que drene los datos innecesarios…
Científicos del Centro Médico de la Universidad de Rochester publicaron en la revista Science Translational Medicine el hallazgo de un sistema de limpia del cerebro altamente organizado que actúa como una serie de tubos que rodean los vasos sanguíneos del cerebro, para drenar productos de desecho, similar al sistema linfático que limpia el resto del cuerpo.
La separación de residuos es de vital importancia para todos los órganos, y ha habido desde hace mucho tiempo preguntas sobre cómo el cerebro se deshace de sus residuos. Este trabajo demuestra que el cerebro se está limpiando de una manera más organizada y en una escala mucho más grande de lo que se creía", dijo Maiken Nedergaard, autor principal del artículo y co-director de la Centro de la Universidad de Neuromedicina traslacional.
Este hallazgo podría servir para estudiar las implicaciones de enfermedades neurodegnerativas como Alzheimer o Parkinson, o sobre los efectos de lesiones cerebrales traumáticas o embolias.
Reseteo cerebral
El equipo de Nedergaard denominó al nuevo sistema  como glinfático, ya que actúa al igual que el sistema linfático, pero está gestionado por las células del cerebro conocidas como células gliales. El equipo hizo los descubrimientos en ratones, cuyos cerebros son muy similares al cerebro humano.
Los científicos sabían que el líquido cefalorraquídeo o CSF juega un papel importante la limpieza del tejido cerebral, llevando los productos de desecho y llevar nutrientes al tejido cerebral a través de un proceso conocido como difusión, pero el glinfático circula a todos los rincones del cerebro de manera más eficiente, a través de lo que los científicos llaman el flujo global o convección.
Es como si el cerebro tuviera dos transportistas de basura - un proceso lento ya conocíamos, y uno rápido que acabamos de descubrir. Dada la alta tasa de metabolismo en el cerebro, y su exquisita sensibilidad, no es de extrañar que sus mecanismos para deshacerse de los residuos son más especializados y amplios de lo que se creían”, dijo Nedergaard.
Mientras que el sistema previamente descubierto funciona más como un goteo, se filtra líquido cefalorraquídeo a través del tejido cerebral, el nuevo sistema funciona bajo presión, empujando grandes volúmenes de líquido cefalorraquídeo en el cerebro todos los días para llevar a los residuos con más fuerza.
¿Por qué no lo habían detectado?
Los científicos dicen que el sistema sólo funciona cuando está intacto y en funcionamiento en el cerebro vivo, por lo que era muy difícil de estudiar sin técnicas de visualización directa de actividad cerebral en un animal vivo. Para estudiar la vida, de todo el cerebro, el equipo utilizó una tecnología conocida como microscopia de dos fotones, lo que permite a los científicos observar el flujo de la sangre, líquido cefalorraquídeo y otras sustancias en el cerebro de un animal vivo.
Mientras que algunos científicos dos o tres décadas atrás la hipótesis de que el flujo de LCR en el cerebro es más extenso que se ha realizado, no pudieron probarlo porque la tecnología para analizar el sistema en un animal vivo no existía en ese momento.
Es un sistema hidráulico. Una vez que se abre, se rompe las conexiones, y no puede ser estudiada. Tenemos la suerte de contar con la tecnología actual que nos permite estudiar el sistema intacto, para ver en funcionamiento", dijo Nedergaard.

Miembro Oficial de BeBloggera

Entradas populares

Buscador en Internet

Búsqueda personalizada

LinkWithin

UNA VELA ENCENDIDA POR LOS QUE SUFREN

LOS BLOGS DE MIS HIJOS