martes, 15 de julio de 2008

PERSONAS INTELIGENTES.

¿PORQUE HAY PERSONAS INTELIGENTES QUE HACEN ESTUPIDECES?


La estupidez inteligente puede atacarle a cualquiera y en cualquier parte. Las erupciones de in­teligencia autodestructiva abarcan una amplia gama, desde las situaciones embarazo­sas hasta los desastres.
El libro “¿Por qué hay personas inteligentes que cometen estupideces?”, de Mortimer Feinberg y John J. Tarrant, incluye algunas. Tomamos dos.
Un veterano ejecutivo de cuenta arruina una gran promoción al insistir en obtener un privilegio que no necesita ni siquiera desea. AI recibir un nombramiento que puede promover o arruinar su carre­ra, una analista financiera selecciona a los integrantes de un equipo, pero deja fuera a personas talentosas que podrían ayudarla, formando un equipo ineficiente que le hace fracasar.
El libro añade que esas personas tenían algo en común. Eran demasiado inteligentes como para haber cometido la estupidez que tanto daño les causó. De todos modos la hicieron, como también hi­cieron las suyas Douglas Mc Arthur, Richard Nixon, Margaret Thatcher, John Scully y otros muchos individuos competentes que, en situacio­nes críticas, dejaron de lado el sentido co­mún y actuaron como tontos, con lo cual se infligieron graves daños a ellos mismos.
Se dan a conocer, a renglón seguido, los cuatro pilares de la estupidez, que según el libro son la soberbia, la arrogancia, el narcisismo y el deseo inconsciente de fracasar. Los autores dan numerosos ejem­plos de gente inteligente que, por sober­bia, arrogancia, narcisismo y deseo in­consciente de fracasar ha cometido enor­mes estupideces.
Tomemos uno solo de los cuatro pila­res sobre los que suele descansar la personalidad de muchos de quienes los norteamericanos llaman hacedores de decisio­nes.
El libro dice: "La soberbia que con­duce a una arrogancia excesiva puede llevar a un individuo a cometer actos dis­paratados y destructivos. La arrogancia puede acabar con una ca­rrera”.
Gordon J. Curphy, de Personnel Decisions Inc. de Minneapolis, dice que muchos gerentes trabajadores, brillantes, ambiciosos y técnicamente competentes, fracasan porque son vistos como arrogantes, vengativos, poco confiables, egoístas, compulsivos, dominantes, insensibles, distantes, de­masiado ambiciosos e incapaces de dele­gar. Por tanto, aun­que el soberbio evite el repentino desastre, puede estar acumulando gradualmente una reputa­ción de arrogancia que al final le lleve a la ruina.
Para Feinberg y Tarrant es justificable que uno esté orgulloso de sus logros. Pe­ro el orgullo tiende a la soberbia y és­ta lo lanza a uno a los confines de las fantasías peligrosas. La soberbia es la compañera oscura de la brillantez personal.
Cuando las personas no tienen mucho de que enorgullecerse, ob­serva Stanislas Lazaras (estudioso del estrés y la emoción), tienden a identificar­se con un grupo famoso, ya sea religioso (una secta, por ejemplo), deportivo, étnico o nacional.
A veces se produce una mezcla de ingenuidad y arrogancia que en principio parecería imposible, pues una y otra son tan incompatibles como el agua y el aceite. Pero se da. Y equivale a un cóctel Molotov que a veces le estalla a uno en las manos. Lo malo es que el estallido suele alcanzar a muchos que, sin comerlo ni beberlo, pagan los vidrios rotos.
Hay casos de profesionales con una prolongada trayectoria que un día aciago, pese a su experiencia en administración de grupos y relaciones humanas y públicas, recomiendan a su empresa a un "bright boy", o muchacho brillante que luego resulta ser un vivillo bueno para nada.
Otras personas que ocupan cargos importantes se ene­mistan con sus homólogos y subordinados por tomar decisiones poco meditadas en virtud de las cuales sus émulos y em­pleados resultan decepcionados, cuando no dañados. La influencia de ciertos... "consejeros" puede ser nefasta en muchas ocasiones. Porque a estos picaros, por lo general, sólo les interesa hacer su negocio a costa de los demás.
Transcribimos al pie de la letra el final de “¿Por qué hay personas inteligentes que hacen estupideces?”: "En ciertas oportunidades las personas inteligentes cometen estupideces porque son traicio­nadas por su intelecto. Sea bondadoso con su inteligencia. Manténgala en forma y podrá confiar en ella, porque hará lo que usted necesite sin tenderle ninguna trampa. Cuando lo logre, ¡encontrará que ser in­teligente no tiene ninguna desventaja!".


Publicacion de

20 comentarios:

  1. Porque todos tenemos un mal día... o porque en el fondo no somos tan inteligentes!

    ResponderEliminar
  2. Por eso algunos gobiernos funcionan muy mal y todo se lo debemos a los famosos consejeros.

    Muchos se creen INTELIGENTES, pero la ESTUPIDEZ los lleva a causar daño a los INCAUTOS con su MALDAD.

    Un besito Mary estás bien?

    ResponderEliminar
  3. Opino como en el libro...
    Hay una mescla rara ahi de nuestros egos.
    Besos.

    ResponderEliminar
  4. Muy enriquecedor tu post, voy a buscar el libro y a leerlo. Hoy precisamente en el foro la gente conversaba sobre la estupidez y ha sido refrescante leer tu argumento. Un abrazo fraternal mi niña. Unidas en oración.

    ResponderEliminar
  5. lastima que nosotros siempre pagamos con las consecuencias de estos personajes, egoistas, orgullosos, mal intencionados, pero de estupidos no tienen nada.

    besos

    ResponderEliminar
  6. uyy k post tan largo..
    besos kerida mary!!

    ResponderEliminar
  7. Soberbia, arrogancia, narcisismo? La historia de los gobernantes del mundo y de la argentina ni te cuento....
    Besos Mary

    ResponderEliminar
  8. es curioso yo he analizado con mi sicologa justo este tema, el boicot a uno mismo, tenemos más miedo de sentirnos bien y hacer lo correcto andar por el buen camino y tener sentido común, supongo en parte porque eso nos aisla pero también nos abre nuevas puertas.

    muy interesante tu comentario

    ResponderEliminar
  9. :)

    ANA
    ESA ES OTRA POSIBILIDAD SI.

    ResponderEliminar
  10. ;)

    LUZ DE GAS
    TAMBIEN PUEDE QUE SEA ASI .

    ResponderEliminar
  11. :)

    TORK
    NI TE CUENTO AQUI EN ARGGENTINA...

    ResponderEliminar
  12. ;)

    MARIANO
    LA VERDAD YO OPINO QUE TAMBIEN ES UNA MESCLA DE COSAS PERO QUE LOS DEJA ESTUPIDOS Y NOS HACE MAL SEGURO.

    ResponderEliminar
  13. :)

    LAURA DE NAVA
    QUE CASUALIDA NO?
    BUSCALO Y LUEGO ME CUENTAS.
    GRACIAS POR LOS CARIÑOS SERAN APRECIADOS.
    UNIDAS EN ORACION .
    BESITOS.MI QUERIDA LAURA.

    ResponderEliminar
  14. ;)

    CECYDECECY

    SEGURO... ES ASI... LAS CONCSECUENCIAS DESPUES LAS PAGAMOS NOSOTROS ESO ES LO TRISTE.

    ResponderEliminar
  15. ;)

    ANGELITA
    JAJAJ ME HAS HECHO REIR JAJ
    BESITOS MI QUERIDA.

    ResponderEliminar
  16. ;)

    GEMA G

    COMO NO SABERLOOOO¡¡ YO SOY ARGENMTINA TAMBIEN¡¡¡ ;(

    ResponderEliminar
  17. porque la estupidez es incurable!!! :) y quizas como dice ana en el fondo no todos somos inteligentes!!!... pero si nos creemos ignorantes pensando que con aprendizaje nos libraremos "del mal" ¬¬ no es así, seguimos siendo tan estupidos como el más estupido :(

    ResponderEliminar
  18. yo pienso que no somos más que... HUMANOS, con todo lo que eso conlleva.
    Petonets
    Encarna

    ResponderEliminar

Que tus comentarios sean con respeto aqui te espera una Amiga.
MARY

Miembro Oficial de BeBloggera

Entradas populares

Buscador en Internet

Búsqueda personalizada

LinkWithin

UNA VELA ENCENDIDA POR LOS QUE SUFREN

LOS BLOGS DE MIS HIJOS